Tepic, Nayarit, viernes 21 de febrero de 2020

La política no le atraía, hoy es el mejor alcalde de Nayarit

Oscar González Bonilla

16 de agosto de 2013

“Pregúntame de lo que quieras”, al reportero de la gente reta Adahán Casas Rivas, presidente municipal de Santa María del Oro.

-A futuro, ¿dónde considera usted sería más útil al gobernador de Nayarit, Roberto Sandoval, en una diputación local o como integrante del gabinete estatal?

-¡Ah, caray! Nunca había pensado en eso. Solamente él sabe.

-Usted sacó al municipio de Santa María del Oro de la modorra económica y social en que lo sumergió el liberatismo, corriente magisterial que durante años mantuvo allí el cacicazgo político ¿Lo considera así?

-Bueno, yo no puedo afirmar eso porque desconozco el manejo de administraciones municipales pasadas.

Más bien, Adahán Casas Rivas (AdaCaRi) exigía le preguntara sobre su obligación constitucional como representante político y director administrativo del Ayuntamiento. Agua potable, drenaje, alcantarillado, alumbrado público, limpia y recolección de basura, seguridad pública, salud, etcétera.

Ha realizado tal trabajo, que al paso de dos años es considerado en voz baja como el mejor alcalde de los 20 que componen la geografía política de Nayarit.

Él mismo considera surgió a la vida política sin el padrinazgo de grupo alguno, más bien a participar fue empujado por personas de la sociedad civil.

¿Pero quién es este singular personaje?

Haber nacido en La Labor, pueblo enclavado en el municipio de Santa María del Oro, es su orgullo mayor, un primero de octubre de 1965. “Nací en manos de mi abuelita paterna, porque era partera, tuve ese privilegio”. Hijo del matrimonio integrado por Consuelo Rivas Limón y Luis Casas Rosales.

Ambos abuelos, Cenobio Casas y Marcos Monroy (de crianza), fueron fundadores del ejido La Labor, incluido el hecho de que este último fue el primer presidente del comisariado ejidal. Integrados a la lucha agraria que allí en ese tiempo encabezó Mateo Madrigal. Los dos comerciantes, el primero propietario de molino de nixtamal y tortillero, mientras que el segundo abarrotero añadida venta de calzado, ropa, medicina y granos.

“Mucha actividad comercial en la familia –con más 500 integrantes, nada más en La Labor, pues sus ancestros tienen de origen Zacatecas, según Adahán-, por tanto el tema de sobremesa era el comercio, lo traigo en la sangre”. Desde hace 20 años Rivas Casas es propietario de una empresa dedicada a la construcción, en la que emplea hasta 400 trabajadores.

Huérfano de padre cuando frisaba siete años de edad, Adahán recibe el amparo de  María Limón, conocidísima en La Labor por su trabajo comercial, a quien el entrevistado considera debe su crianza. Por decisión de los abuelos de crianza le entregan sus tierras al nieto  consentido y lo hacen ejidatario formal cuando tenía once años de edad.

Sólo cursó la primaria en La Labor porque no había secundaria, estudios que realizó en Pantanal, municipio de Xalisco, en ese tiempo nombrada ETA 450 y posteriormente Escuela Secundaria Técnica número 10.

Contrariamente a la idea del reportero de la gente de que Adahán Casas Rivas había acumulado dinero con base en trabajo en los Estados Unidos, éste afirma que ni siquiera al vecino país del norte fue a barrer yardas, más bien lo ha visitado como turista, y que lo poco que tiene lo hizo con el esfuerzo de trabajar todos los días pero en México.

Fiel a la costumbre familiar, desde muy joven Adahán se emberrinchó en abrir en La Labor tienda de abarrotes, ya que encontró oposición de sus familiares más cercanos porque apenas tenía 14 años de edad. No le veían espolones. Sin embargo, tuvo éxito. Se engalló. Enseguida instaló una panadería y luego una lonchería.

“Ahí empezó mi carrera en el tema comercial”. Aderezada con la de ejidatario productor de caña de azúcar. Fue entonces que adquirió un camión de carga para transportar caña de La Labor al ingenio de Puga.

En su enjundiosa decisión de seguir avanzando en el plano económico, Adahán Casas buscó nuevos horizontes y durante ocho años se dedicó a la comercialización de mariscos, mismos que transportaba desde Sinaloa y Sonora hasta diversos sitios del país.

Expresa que ese trabajo le dio la oportunidad de conocer grandes empresarios, por ejemplo, del Mercado del Mar en Zapopan, Jalisco, y del mercado de La Viga en el Distrito Federal, con quienes no sólo trabó amistad sino siguió su ejemplo comercial.

Posteriormente abrazó la actividad de la construcción, para lo cual fundó sus propias empresas, en la que acumula 25 años dedicados de tiempo completo. Ahora es una organización muy sólida.

“No es fácil mantenerte durante 25 años en la actividad, tampoco es fácil tener una empresa en 20 años con el mismo nombre y domicilio fiscal. Sabemos de muchos que cada tres años cambian de nombre y domicilio, pero nosotros le hemos apostado a la responsabilidad, gracias a dios no ha ido bien y hemos cumplido cabalmente con nuestros compromisos fiscales”.

Pero además es poseedor de una empresa de transporte. “Nos dedicamos a los agregados, tenemos equipo de trituración y plantas de asfalto”.

Dice que puede asegurar que su empresa es la que más patrocina el deporte en Nayarit, pero además desde siempre ha apoyado a las comunidades no sólo del municipio de Santa María del Oro en la realización de obras, entre ellas la pavimentación de calles.

Eso y su identificación plena con la clase campesina, han hecho de Adahán Casas Rivas un personaje de suma popularidad, capaz de haber triunfado con un total superior a los ocho mil votos en las elecciones de 2011, cuando compitió abanderado por el PRI por la presidencia municipal de Santa María del Oro.

Y participó pese a la oposición de su madre Consuelo, quien rogaba a dios que perdiera. Ella mantenía la idea de que era muy peligroso que su hijo participara en política. Eran los tiempos de la inseguridad pública, producto de la violencia en las calles entre narcotraficantes que asesinaban al disparar armas de fuego de alto calibre.

SIN DEUDA, EN OBRA PÚBLICA HEMOS SUPERADO A LA ANTERIOR ADMINISTRACIÓN

Adahán Casas Rivas jamás pensó tan siquiera participar en política para buscar cargo de elección popular. En varias ocasiones fue convidado por personas que él identifica como de la sociedad civil, no de grupo político en específico dentro del PRI. Sabían de su popularidad, producto de su trabajo en respaldo de habitantes de comunidades del municipio de Santa María del Oro.

Siempre se ha sentido parte de la clase campesina, su compatibilidad lo hace ser uno más de los suyos, por ello la invitación a participar en política viene de allí. Hasta en tres ocasiones lo visitaron, pero a Adahán no le llamaba la atención.

Decidió intervenir pese a la oposición de su madre Consuelo Rivas Limón, quien le dijo que pediría a dios que perdiera las elecciones. Consideraba a la política altamente riesgosa, era el tiempo del gobierno de Ney González en que el crimen organizado hacia de las suyas en Nayarit.

La señora temía le fuera a suceder algo, sobre todo porque Adahán como primogénito (es una familia de ocho hermanos, cinco mujeres y tres varones) y a falta de la figura del padre había asumido este último rol. Finalmente doña Chelo dio su anuencia después de pláticas de convencimiento, lo mismo ocurrió con su esposa Lorena Cortés, quien como presidente del DIF está convertida actualmente en su brazo derecho.

Su candidatura no es producto de la imposición, más bien Casas Rivas la considera del pueblo. Aunque vino a romper con el cacicazgo político de Liberato Montenegro Villa, no ha tenido tan siquiera roce alguno con la poderosa corriente política magisterial.

Muestra guardar respeto al liberatismo, al mismo tiempo dice tener muy claro que su misión como alcalde es construir y resolver. Desde hace casi dos años que asumió la responsabilidad la característica es aplicar política de unidad en todas las comunidades del municipio.

“Muchos pueblos más que apoyos quieren tranquilidad política, es necesidad de la gente y las autoridades estamos obligados a entregarla. Puedo asegurar que Santa María del Oro es el municipio, de los 20 en Nayarit, más tranquilo políticamente”.

Basa su argumento en el hecho de que ha sido respetuoso de opiniones de militantes de todos los partidos de oposición al PRI, pero además concede audiencias ciudadanas dos o tres veces por semana, al estilo del gobernador Emilio M. González con terminación a las dos, tres de la mañana.

Anuncia Adahán Casas su propósito de cerrar con mucho entusiasmo el segundo año de su administración (17 de septiembre) “con una gira impresionante de arranque de obra”. Gracias al respaldo del gobernador Roberto Sandoval, quien le ha abierto puertas de las dependencias y cámaras legislativas federales, ha logrado “bolsas inimaginables”.

Será una inversión quince veces superior al presupuesto del municipio de Santa María del Oro (once millones de pesos), calculada en más de 150 millones de pesos. “No me entregarán el recurso, pero me traerán las obras. A mí no me importa quién ejerza el dinero, sino que hagan las obras a mi pueblo y me den la oportunidad de estar allí para agradecer al gobierno de Enrique Peña Nieto”.

Dejó de lado la etiquetación de obra y se lanzó en busca de dinero, pero lo que considera primordial es “no endeudar a nuestro pueblo, lastimarlo más de lo que está. Hice el compromiso con integrantes del Cabildo de no pedir un cinco prestado”.

“Estoy en desacuerdo de hacer obra y que la pague la siguiente administración. Si yo realizo una obra es porque tengo autorizado el presupuesto a invertir. Y ello no es un éxito solo de Adahán Casas sino del síndico, regidores y funcionarios del ayuntamiento, pero primordialmente del gobernador de la entidad.

Adahán Casas además de sentir satisfacción por el trabajo hasta ahora realizado como presidente del XXXIX ayuntamiento, goza hacer el bien común. Cumple con obras aclamadas por rezago de hace 40 años. Cree que Samao será en único municipio con cinco tramos carreteros, “no es fácil, la administración pasada (presidida por Cándido Ortiz Hernández) no hizo ninguno”.

Habla con el entusiasmo del funcionario público a quien le han salido bien las cosas. La construcción de un estadio de béisbol, alberca semiolimpica, canchas techadas, pavimentación de muchas calles “en poblados que jamás lo imaginaron”, luz pública, redes de agua potable. Sostiene que al final de su administración no habrá un pueblo (40 en total) que no cuente con agua potable.

Construye escuelas, más de 40 parques infantiles, 15 casas de la tercera edad, aulas comunitarias, comisariados ejidales, plazas públicas, tres casas de la cultura, auditorio, planta de tratamiento…..”El año pasado efectuamos más de 170 obras, hoy las vamos a rebasar”.

“En todos los niveles hemos superado a la administración anterior, pero con mucho, y lo más importante: sin endeudarnos. Además estamos pagando deuda que nos heredaron de más de 20 millones de pesos en deuda pública y más de once millones de pesos en gasto corriente”.

Actividades culturales de corte internacional, entre ellos la presencia de Elisa Carrillo, la primera bailarina de la ópera de Berlín, pero además encuentros deportivos también de talla internacional y nacional cada mes (canotaje, natación, ciclismo y de montaña, olimpiada de los pueblos indígenas…), en proyecto clavados de altura.

Tardes culturales, plus para turistas que visitan Santa María del Oro.

“De lo que me preguntes traigo programa: vivienda, luz eléctrica, pavimentación de calles, tramos carreteros, canchas deportivas, recolección de basura, salud pública y turismo.

“Roberto Sandoval es un gestor de recursos impresionante. He seguido su ejemplo, pero en coordinación de primera mano con él, creo que eso agrada a los habitantes de Santa María del Oro, pero como no existe lo perfecto, personas de la sociedad por interés político no coincidirán con mi manera de hacer las cosas, y eso es muy respetable.

SERÍA UN HONOR FORMAR PARTE DEL GOBIERNO DE ROBERTO SANDOVAL

El triunfo electoral de Adahán Casas Rivas como abanderado del PRI a la presidencia municipal de Santa María del Oro se ha significado como el más relevante de los últimos procesos comiciales, ocho mil votos a favor contra tres mil 500 sufragios del más favorecido de los candidatos a alcalde en esa municipalidad.

Al reportero de la gente dice que quiere comentar algo de lo que se siente muy orgulloso. No hay objeción ¡Adelante!

“La Labor, mi pueblo hermoso, concede alrededor de 750 votos, en los últimos años a veces ha ganado el PAN, otras el PRD; en 2011 fueron mil 400 los votos y nosotros obtuvimos el 92%, muy a pesar el dicho de que nadie es profeta en su tierra”.

Ya entrado en pláticas, Adacari comenta que el gobernador de Nayarit, Roberto Sandoval, durante una comida le hizo ver que había adquirido un gran compromiso ante los 24 mil habitantes del municipio de Santa María del Oro, pues ganar con más del 70 por ciento de la votación total no es cualquier cosa.

¿”Qué vas a hacer?, me preguntó. Le respondí: la verdad es que se preocupen los que no tienen como amigo al gobernador, usted es mi amigo y me ayudará a resolver problemas. Soltó la risa. Tienes razón ¿O no me va ayudar? Sí, si te voy a ayudar. Pero además me pidió que no fuera a pagar asesores, él sería mi mejor asesor. Y así ha sido”.

Soslayó el tema del atraso político, económico y social en que el cacicazgo de Liberato Montenegro Villa había sumido a Santa María del Oro por imposición tras imposición del presidente municipal.

“Bueno, yo no puedo afirmar eso porque desconozco el manejo político y administrativo de gobiernos municipales  pasados.

“Yo lo único que te puedo decir es que llegué a trabajar con un buen equipo y con un gran gobernador. Un mandatario estatal enamorado de nuestro municipio, porque su primer cargo político se lo concedió en parte Santa María como diputado local por el tercer distrito.

“No sé lo que hicieron a dejaron de hacer administraciones anteriores, porque yo no estaba metido en el tema político.

“He tomado muy en cuenta el lema de trabajar más en el territorio que en el escritorio, me he dedicado a gestionar recursos para mi pueblo, no me he metido en el tema de los grupos políticos.

Bendito municipio que cuenta con una laguna, hermoso escenario natural que ha permitido fomentar el turismo tanto estatal, nacional e internacional y, por ende, la circulación de dinero en beneficio del bienestar social de los habitantes del municipio.

Adacari da gracias al cielo porque el gobernador Roberto Sandoval logró regresar la paz pública, de gran provecho para el sector turístico. “El 14 de febrero, día del amor”, es tradición la asistencia de parejas a la laguna. No se me olvida que un 13 de febrero hubo un enfrentamiento a balazos entre mañosos en la caseta de Santa María, mismo que se publicó en los medios. Al siguiente día, solo un restaurante tenía una pareja, cundió el miedo”.

Hoy el monitoreo indica que los domingos a las seis de la tarde aún arriba turismo a la laguna. “Los prestadores de servicio y restauranteros estamos muy agradecidos con el gobernador por haber devuelto la tranquilidad a Nayarit. Aunque no tenemos problemas de inseguridad, una patrulla de vigilancia rondará la laguna para mantener seguridad y orden, vehículo nuevecito que nos acaban de donar”.

“En el lugar tendremos también una capitanía del puerto.

Afirma y reafirma Adahán Casas Rivas que no dejará deuda pública al término de su periodo como presidente municipal de Santa María del Oro.

Ha sellado compromiso con los integrantes del Cabildo: el día que el presidente solicite préstamo, díganle que no.

“Claro, sí hemos pedido préstamo para cubrir pago de aguinaldos, deuda a corto plazo que se liquidará durante el tiempo de nuestra administración.

“Se heredará deuda ya existente, porque son empréstitos a pagar en quince o veinte años, eso no lo puedo evitar. Es una deuda que yo no adquirí.

Adacari va que vuela para diputado. Podría ser el abanderado del PRI para el tercer distrito electoral local que abarca parte del territorio del municipio de Tepic y totalmente el de Santa María del Oro. De no serlo, se desaprovecharía enorme capital político.

-¿Es esa su inmediata aspiración?

-“Si mi partido me llama, no te voy a decir que no voy a aceptar.

“En caso contrario, no haré berrinches; ello no me causará incomodidad, conmigo no habrá problema. Afortunadamente tenemos donde refugiarnos, tenemos nuestro ciclo de vida en el tema empresarial.

Enemigo de la imposición, Adahán Casas cree fehacientemente en ganar si la candidatura del PRI se somete a encuesta ciudadana.

-¿Dónde considera usted le puede ser más útil a su amigo el gobernador Roberto Sandoval, en la diputación o en el gabinete estatal?

-“Ah, caray, nunca había pensado en eso.

“Solamente él sabe. No sé, nunca me ha hecho una propuesta, pero si un día me la hiciera, yo creo que no le diría que no. Para mí sería un honor integrar el gobierno de Roberto Sandoval.

Apunta su mirada hacia Desarrollo Económico, allí le gustaría estar, bajo la promesa de ser leal al gobernador, pero más al pueblo de Nayarit.

Sin embargo, afirma estar tranquilo, relajado. Y sostiene que a partir del inicio del tercer año de gobierno conocerán una nueva era de Adahán Casas, etapa propulsora de trabajo para cerrar como maratonista.

Los delegados federales en Nayarit con referencia al renglón agrario trabajan en la conclusión del rezago en la materia, sólo falta terminar documentar bienes comunales en Tequepexpan para, allí, izar bandera blanca y ser ejemplo nacional.

Aunque no hay fecha definida, Adahán Casas Rivas, presidente municipal de Santa María del Oro, se preparada para recibir en aquella comunidad citada al presidente de la república, Enrique Peña Nieto.

A ese nivel llegan sus alcances.

Mail: osgobi06@yahoo.com.mx

Comentarios

© Copyright 2020 Nayarit Altivo. Todos los derechos reservados.
Tepic, Nayarit. México
Director General: Oscar González Bonilla
Desarrollo Web — acido.mx
Precio Gasolina