Tepic, Nayarit, jueves 14 de noviembre de 2019

Se soltó el can cerbero

Ulises Rodríguez

05 de junio de 2014

De quien hoy es secretario de Turismo con licencia del gobierno de Roberto Sandoval y también el coordinador de prensa del PRI estatal, poco he escuchado. Encaja con la descripción de quienes integran el círculo más cercano del gobernador, una especie de grupo de “Golden boys” locales – “Golden Boys” fue un término que el periodista Francisco Cruz Jiménez acuñó para identificar, en el gobierno del estado de México entre 1999 y 2005, al equipo del entonces mandatario, Arturo Montiel, quien los describía como jóvenes preocupados por su apariencia, parte de grupos de poder y maestros de la corrupción a la mexicana, en ese entonces, el grupo era encabezado por Enrique Peña Nieto-. Sé que lo admiran muchos periodistas y analistas, los mismos que han sido señalados en múltiples ocasiones de cobrar en la nómina oficial a cambio de prestar sus plumas y tinteros para promover en sus escritos los intereses del gobernador y el partido en que milita. Del secretario, poco había escuchado… pero de su padre, el economista Raúl Pérez González, sí había oído hablar mucho y muy bien. Entre las muy buenas opiniones del maestro Raúl, hubo un amigo que me dijo “es un hombre muy prudente e inteligente, ojalá pronto recupere la salud”.  La prudencia es una virtud que tal vez no heredó su hijo.

Desde la semana pasada, cuando visitaron Nayarit los dirigentes nacionales del PAN y del PRD, Gustavo Madero, Carlos Navarrete, Silvano Aureoles y Marco Antonio Adame, al todavía secretario de Turismo en funciones, se le notó muy activo, posteando desde su página personal de facebook y su Fanpage, contra los dirigentes opositores. Los fuertes posteos del secretario reflejaron por su puesto, su molestia personal –recordemos que además de las tareas propias de la secretaría a su cargo, el joven funcionario es también el responsable del manejo de la prensa del gobierno estatal-, pues en un momento, los dirigentes del PAN y el PRD le demostraron al fiscal Edgar Veytia, al secretario general de gobierno, Trinidad Espinoza Vargas y al presidente de la Comisión de Derechos Humanos en el estado, Huicot Rivas Álvarez, lo ignorantes que son en materia política… parafraseando a mi amigo, don Oscar González Bonilla, los funcionarios locales fueron tratados como “niños de pecho”.

La prensa nacional se mostró sorprendida frente al recibimiento de los dirigentes nacionales por parte de las autoridades locales. “Primitivo”, fue el menor de los calificativos que se le pudo dar, aunque “intimidatorio” y patético” fueron los más recurrentes. Frente a este hecho, el secretario se vió muy reducido, pues le mostraron que por más que pretenda tener controlada a la prensa local a base de prebendas, con algunos medios y periodistas independientes y de libre criterio, así como con los medios de corte nacional, no puede mantener ese control. Sin duda, debió haber sido frustrante para el secretario Raúl Rodrigo.

Fue justo eso, frustración, lo que se leyó en su posteo, donde publicó un selfie de él y del asesor político español Xavier Domínguez, esto durante la grabación de los spots de la campaña del priísta Roy Gómez, candidato a la alcaldía de Tepic –por si alguna duda quedaba de que los recursos públicos del gobierno estatal, está al servicio de los candidatos del PRI-. El secretario publicó: “Saludos ´oposición´ aquí en los reflectores, no temáis”.

El pasado lunes, cuando Raúl Rodrigo hizo pública su “licencia sin goce de sueldo” del cargo que ostentaba, para sumarse como director de prensa del PRI estatal, un amigo periodista me dijo sobre el tema: “Soltaron a su perro para que ataque”, “un perrito french poodle”, contestó otro amigo que se encontraba también en la mesa.

Hasta ahora, a escasos días de iniciada la campaña electoral, el nuevo y flamante coordinador de prensa se ha limitado a postear memes ridículos en contra de candidatos de oposición que llevan la delantera en las encuestas, principalmente los candidatos a alcaldes de Tepic, Santiago Ixcuintla y de Bahía de Banderas, el Dr. Polo Domínguez, Francisco Javier Castellón Fonseca y Héctor Paniagua, respectivamente.

En cada ataque de Raúl Rodrigo, va implícito un escupitajo hacía la luna que le cae en la cara. Acusó de nepotismo a un presidente municipal del PAN en el norte del estado –cuestión que a mi gusto, tendría qué investigarse y sancionarse-, pero se le olvida que el gobernador ha sido uno de los que funcionarios que más se le han acusado justamente de nepotismo, desde que fue alcalde y en los primeros meses de su administración, le dio trabajo al menos a 14 familiares directos, según lo registraron varios medios de comunicación y ahora que ejerce la titularidad del ejecutivo, con el “orgullo de su nepotismo”, su sobrino Hugo Sánchez Sandoval, quien hasta logró colar a su esposa en los primeros lugares de la lista de plurinominales del PRI a diputada local, así como a su cuñada, una guapa ex conductora de un noticiario local, como candidata a regidora por Tepic.

Rodrigo ha sido vulgar y burdo en sus posteos y comentarios, algo que creo, le resta seriedad y categoría a la contienda. En lo particular, no estuve de acuerdo –ni lo estoy- cuando se sacaban memes aludiendo a las supuestas preferencias sexuales del secretario, creo que no es un asunto que deba importarnos si es que así fuera o no, lo que debemos estar atentos como ciudadanos es a su desempeño como funcionario. Hoy, Rodrigo Pérez desempeña el papel del Can Cerbero, el perro que según la mitología griega vigilaba la entrada al inframundo y que era propiedad del dios Hades. Así Raúl, como Cerbero… defiende al PRI, a pesar de toda la podredumbre que las prácticas de ese partido representan. Los ciudadanos ya no nos dejamos engañar…

Comentarios

© Copyright 2019 Nayarit Altivo. Todos los derechos reservados.
Tepic, Nayarit. México
Director General: Oscar González Bonilla
Desarrollo Web — acido.mx
Precio Gasolina