Tepic, Nayarit, miércoles 19 de setiembre de 2018

Irresponsable sería renunciar

Oscar Gonzalez Bonilla

04 de Julio de 2018

Jamás Enrique Díaz López exime su responsabilidad en la debacle electoral del PRI de Nayarit en los comicios del anterior domingo 1 de julio, pero no está dispuesto a dimitir a la presidencia del comité directivo estatal ¡”En este momento sería un acto de irresponsabilidad de mi parte”!

Excusa que no han concluido trámites inherentes al proceso electoral (terminará este cuando entregue el INE constancias de mayoría una vez concluido el cómputo distrital, pero además existen casos jurídicos pendientes). “Tengo la obligación moral de seguir al frente hasta el último recuento”.

El 7 de agosto próximo cumplirá un año al frente del PRI, aunque en 2017 fue designación de presidencia interina dizque por 90 días. Sin embargo, se estableció entonces que la renovación sería una vez terminado el proceso electoral de 2018, mediante lanzamiento de la respectiva convocatoria por parte del comité ejecutivo nacional. También habrá cambios en dirigencias de comités municipales y seccionales.

Se despoja de cualquier empeño de continuar o no en la presidencia al señalar que una vez emitida la convocatoria serán los órganos de dirección del PRI estatal quienes decidan, a través del ordenamiento de este documento, quién será el presidente. Pero Enrique Díaz advierte que “habremos de dialogar con todo mundo, conoceremos voces con interés de presidir el partido, pero tendremos que someternos cada quien a lo que marque la propia convocatoria”.

Se le recuerda que la corriente nacional priista denominada Democracia Interna que preside Ulises Ruiz, ex gobernador de Oaxaca, en la reconstrucción del PRI demanda arrebatar el partido de manos de grupos. ¿En Nayarit el tricolor seguirá en poder del grupo de Manuel H. Cota?

“En Nayarit ninguna dirigencia partidista existe en manos del equipo de (Manuel Humberto) Cota. En Nayarit trabajamos de manera integral con todos los grupos y las corrientes. Es más, este último proceso nos deja cosas positivas, la primera de ellas es que nosotros logramos, todos los priistas, trabajar en unidad y armonía, quienes así lo hicimos, pero además de manera plural, no distinguimos corrientes ni grupos.

“Estoy a favor de la reestructuración del partido. Debemos de repensarlo, a la vez replantear lo que hemos hecho bien y lo que hemos hecho mal. Yo estoy completamente consciente que es el momento de la reflexión y también de la autocrítica, pero además es el momento de buscar mecanismos para rescatar primero el origen del partido, partido de luchas, causas y acuerdos, un partido que beneficie a la gente y no un instrumento de acceso al poder manejado así los últimos años, por tanto se alejó de la gente. Reestructurar el partido es asunto de todos, no de caudillos o mesías.

“Lo digo con mucha responsabilidad: hemos pasado a ser una minoría en este país, y al ser una minoría no podemos seguir pensando nosotros como un partido hegemónico, ni un partido todopoderoso, tenemos que pensar en la nueva circunstancia histórica que se nos presenta, en el PRI vivimos un momento histórico por ello debemos mirar hacia adelante, pero con lo que somos, como somos.

“Por eso estamos empeñados en hacer depuración en el partido, pero una depuración sana; quienes ya no quieren estar, quienes ya están en otro lado, pues que les vaya bien, nos quedaremos los interesados en recomponer al partido con el sentimiento y corazón que tenemos por el PRI. Eso es única y exclusivamente, no se trata de cacería de brujas, ni venganza, ni absolutamente nada. Es decir, estos somos, estos quedamos y estos tenemos que trabajar y levantar el ánimo y la esencia del partido”.

-Al final del análisis por parte de los órganos responsables, se aplicará la clausula de expulsión a traidores, desleales y corruptos.

-El dirigente por sí solo, hablo de mi persona, no voy a expulsar absolutamente a nadie porque no tengo facultades. Yo como persona no voy a iniciar de manera unilateral un procedimiento así. Nosotros lo que buscamos el acuerdo de todos. Y yo la manifestación que hice en torno a iniciar procedimientos estatutarios en contra de algunos, es una petición que a mí me han hecho militantes, candidatos y cuadros. Antes de ese procedimiento, reuniremos a la Comisión Política Permanente y si esta lo decide se emitirá un documento firmado por su integrantes que se entrega al Consejo Político Estatal y si este autoriza acuerdo de procedimientos se remitirá a la Comisión Nacional de Justicia Partidaria, instancia que determinará lo procedente con cada uno de los casos.

-Los integrantes del comité directivo estatal del PRI, pero sobre todo su presidente, hicieron ya la reflexión sobre mea culpa (por mi culpa) en estas elecciones, donde la coalición Juntos haremos historia (Morena, PT y PES) obtuvo carro completo en Nayarit.

-“No me eximo de responsabilidad, por supuesto que no, pero mea culpa es un tema mucho más grande que una dirigencia estatal, es un tema del conjunto del sistema político, de nuestro partido y de otros partidos, eso es lo que refleja el resultado.

“El papel que hemos jugado en el tema de gobiernos y el papel que hemos jugado como partido en la lucha al lado de la gente. El partido debe generar, de ya, divorcio con los gobiernos, de igual manera los partidos, los partidos deben empujar e impulsar lo que creen a través de sus candidatos para que gobiernen un municipio, un estado o un país, pero los partidos deben continuar con su trabajo.

“Y cuál es el trabajo de un partido: adoctrinar, formar, hacer crecer cuadros bajo principios e ideas. Cuál es la función de un partido: acercarse a la gente, ayudar a la gente, luchar junto con ella para que los gobiernos, sean de nosotros o no, atiendan las necesidades de la gente. Esa es la verdadera esencia de un partido, pretendemos rescatarla para el PRI.

“Lo anterior es causa de lo sucedido en la elección del 1 de julio, no es otra. No es el tema de una dirigencia por saber si hizo bien o no. Yo estoy satisfecho con el trabajo que hemos realizado, mas no estoy satisfecho con el resultado que obtuvimos en las urnas, por supuesto que no, y no me eximo de la responsabilidad, pero el análisis debe ser de un todo.

-Esta elección presidencial de 2018 dejó en claro que un candidato externo, sin militancia en el PRI, no es la fórmula correcta.

-“Bueno, quedó en claro la voluntad de la gente. También quedó claro que así hubiéramos tenido candidatos totalmente diferentes a los que existieron, creo que el resultado hubiera sido el mismo. La voluntad de la gente se manifestó, pero no se manifestó en contra de José Antonio Meade, quien es un extraordinario perfil. Creo que el voto en contra tuvo que ver con el cansancio de la gente con el sistema de partidos políticos, la corrupción, la impunidad y otros muchos temas.

Al presidente del PRI en Nayarit le consuela que Andrés Manuel López Obrador, ganador de la elección para presidente de México por abrumadora mayoría, fue priista, cuadro emanado del PRI, dejó de serlo por propia decisión, pero le envió efusiva felicitación.

Comentarios

© Copyright 2018 Nayarit Altivo. Todos los derechos reservados.
Tepic, Nayarit. México
Director General: Oscar González Bonilla
Desarrollo Web — acido.mx
Precio Gasolina