Tepic, Nayarit, miércoles 29 de enero de 2020

Graves consecuencias traerá el millonario peculado en la UAN

Oscar González Bonilla

20 de noviembre de 2016

-Se le nota cara de preocupación; ¿cuál es su responsabilidad directa o indirecta en el desvío de millones de pesos en la Universidad Autónoma de Nayarit?

-“No nomás de preocupación, estoy consternado por este tipo de eventos. No es posible que en una institución como la nuestra se tenga el cinismo o la falta de tacto para transferir electrónicamente a la cuenta de una persona física cantidad superior a los trescientos millones de pesos”.

Es Luis Manuel Hernández Escobedo, secretario general del Sindicato de Empleados y Trabajadores de la Universidad Autónoma de Nayarit (SETUAN), a quien en corto, cara a cara, tengo en uno de los salones de reunión de los grupos parlamentarios del edificio sede del Poder Legislativo.

El añoso dirigente sindical en el momento actual es diputado local por el PRD. Había terminado la sesión pública de la legislatura, viste de traje y corbata, de buena disposición es su estado de ánimo. Ansioso de su bolso saca un cigarrillo que fuma con deleite a grandes caladas.

-Quiero hacerle unas tres preguntas.

-Las que quieras, ya sabes que no le saco.

-¿Tiene usted responsabilidad directa en este peculado?

-“No, como, pues si yo ni pago, ni tengo el presupuesto en mis manos. Yo soy responsable de que al SETUAN le hayan enterado y que no haya comprobado o no le haya dado el destino para el que fueron enterados, y eso estamos en la mayor disposición de demostrarlo”.

Sostiene que nadie ha hecho denuncia de situación anómala respecto al sindicato, al sector, que representa, en el actual ni en otros casos. Curarse en salud, dijo, no es propuesta del SETUAN.

Convidados de palo fueron testigos su asesor, chofer y fotógrafo cuando Luis Manuel Hernández Escobedo afirmó: “Se robaron el dinero, alguien se lo llevó, sí. Ahí están los datos duros en el informe del Órgano de Fiscalización Superior (desvío por 583 millones de pesos), alguien se los llevó, pero los 30 mil estudiantes y los seis, siete mil trabajadores y profesores no somos responsables de todo.

“Los presuntos vinculados, personas físicas, que recibieron millonarios recursos en una cuenta personal son trabajadores administrativos de la UAN, miembros del SETUAN, pero no trabajan para el SETUAN sino para la universidad.

Enseguida Hernández Escobedo con franqueza narró la acción que emprendieron para buscar en el campus universitario al vigilante señalado como a quien le depositaron en su cuenta bancaria personal los más de 323 millones de pesos a través de 19 transferencias.

“Allí estaba en su lugar de trabajo. Lo llevamos ante las autoridades rectorales para que diera su propia versión. Plantea que no es responsable de nada porque ni siquiera cuenta tiene en el banco Santander, entonces nuestro compañero deberá comprobar la veracidad de su dicho.

“Al otro compañero que señalan (también de depositar en su cuenta algo así como diez millones de pesos) no lo identifico físicamente, no lo he encontrado, pero hacemos el propósito de localizarlo para que responda por sus actos.

Luis Manuel acude a los avances tecnológicos para indicar que pudieron robarles su identidad para que, sin que lo supieran los implicados, abrieran cuenta a su nombre. También explica que hay responsabilidad del banco.

“Una persona física que inicia una cuenta, lo primero que hace el banco es que el cuentahabiente demuestre el origen de los recursos, de dónde los obtuvo, mayormente cuando se trata de cantidades de la naturaleza mencionada.

“Aquí habrá una serie de casos que iremos conociendo. Si la Fiscalía piensa que todo se resuelve con la detención de alguien, está equivocada. Hay que seguir la hebrita, porque es seguro que esto traerá consecuencias graves. El presunto responsable de las transferencias bancarias es, sin duda, el exrector Juan López Salazar, pero habrá que ver si fue objeto de una mala jugada por parte de sus colaboradores. Todo a su debido tiempo saldrá a la luz pública.

Muy a pesar de que Juan López Salazar es señalado, el dirigente del SETUAN confirma que la ley establece la presunción de inocencia y el debido proceso, actuaciones que se deben cuidar para que el resultado de las investigaciones resulten diáfanas, claras. “El exrector es responsable administrativo y político de la actual circunstancia y como los movimientos bancarios no son menores, pues debió estar enterado, pero si fue engañado por alguno de sus colaboradores ya debería estar aquí para aclarar las cosas”.

El entrevistado convida a todos a participar para que el desgraciado peculado a la Universidad Autónoma de Nayarit no quede tan sólo en un evento espectacular, en la difusión magnificada de los medios de comunicación, “sino sea el principio de señalamientos a aquellos que en la actividad pública ilícitamente se retacaron las alforjas de dinero. Estoy totalmente de acuerdo en que cada uno empiece a deslindar responsabilidades”.

Comentarios

© Copyright 2020 Nayarit Altivo. Todos los derechos reservados.
Tepic, Nayarit. México
Director General: Oscar González Bonilla
Desarrollo Web — acido.mx
Precio Gasolina