Tepic, Nayarit, martes 20 de agosto de 2019

Con dinero o amenazas todo se puede

Sergio Mejía Cano

19 de Julio de 2019

Entre las más recientes noticias la que más destaca es la de la sentencia a cadena perpetua del señor Joaquín Guzmán Loera, más conocido como El Chapo. Sentencia que ya se esperaba desde hace tiempo, y si bien la defensa del Chapo ha dicho que apelará, lo más probable es que todo quede como está para no romper un esquema y desde luego credibilidad de la justicia estadounidense.

En mi muy pobre y humilde concepto, el verdadero Chapo ya no existe, siempre he sostenido que el auténtico Chapo, aquél que contestó preguntas de los reporteros en 1993 bajo una pertinaz llovizna en el penal de Puente Grande, en Jalisco, descansa junto a los peces (Mario Puzo dixit) desde el 2001, porque luce mucho muy diferente a este que nos han presentado desde su supuesta recaptura en 2014 ya que así hayan pasado 26 años hasta el día de hoy, su físico no concuerda en lo absoluto con aquél Chapo de 1993 ni a pesar del embarnecimiento y estragos generados por la edad. Y tampoco parece ser el mismo el que aparece en una entrevista con una actriz mexicana y un actor gringo aparentemente efectuada en un rancho del Chapo en algún lugar de la Sierra.

Pero suponiendo sin conceder que el hoy sentenciado a cadena perpetua sea el Chapo, ¿por qué han aceptado los gobiernos mexicanos la extradición no nada más del Chapo, sino de otros supuestos delincuentes mexicanos hacia los Estados Unidos de Norteamérica, aunque no hayan delinquido en suelo gringo? Porque se supone que el Chapo jamás pisó suelo estadounidense para cometer sus supuestas fechorías, ¿o sí?

Ahora bien: ¿Por qué nada más un mexicano ha sido sentenciado esta y otras veces? ¿Por qué no se dice nada de los cómplices que pudieron haber tenido los supuestos narcos mexicanos en territorio norteamericano? Ahora el preso y sentenciado es únicamente un mexicano, pero ninguno otro que haya comerciado con el Chapo, de la nacionalidad que sea, porque se entiende que si cometió todos los delitos por los que se le acusó, se supone que no los hizo solo, sino que tuvo que tener a alguien más que le ayudó del otro lado, esto porque nunca se ha dicho que el Chapo anduvo en el vecino país haciendo de las suyas; vaya ni tan siquiera haciendo tratos ni mucho menos recibiendo dinero en suelo gringo, nada de nada se dice de que haya cometido algún delito en el vecino país del norte, sino únicamente haber comerciado mandando droga hacia allá y nada más; así que ¿con quiénes comerciaba aparentemente el Chapo y dónde están los que recibían la mercancía del otro lado? Porque hasta el día de hoy no se ha informado o se ha sabido que se haya detenido a nadie de aquel lado de la frontera norte. Por lo que resulta de lo más incongruente que al Chapo se le haya mandado a los USA y sea el único sentenciado sin haber delinquido allá y los que lo podrían haber ayudado a traspasar su mercancía a suelo estadounidense no se sepa nada de nada de los supuestos cómplices que, si como se dice que el Chapo mandó toneladas de droga a los USA, tuvieron que recibir esa supuesta droga del otro lado y el Chapo se quedó esperando de este lado la retribución de su venta. Y si todo esto se hizo estando el Chapo en suelo mexicano, entonces ¿por qué ser juzgado y sentenciado este supuesto Chapo en un país en donde no delinquió jamás?

Y respecto a que no es el mismo Chapo de 1993 así se diga que recurrió a cirugía estética, quizás se parezca algo físicamente, pero ¿por qué no se ha permitido escuchar su voz para poder hacer una comparación con el audio de aquella conferencia de prensa en Puente Grande?

Así que en caso de que no sea el mimo pero hasta las autoridades gringas lo acepten como tal, posiblemente será para no quedar en entredicho las autoridades mexicanas ni las estadounidenses y habrá quien diga que entonces la mamá y la pareja sentimental qué papel juegan aquí, que a poco la mamá también se prestó al juego mediático para no salirse del guión previamente formulado y dar la apariencia de que hay justicia en ambos países, tal vez se deba a que como se dice vulgarmente: con dinero todo se puede y también con amenazas, ¿por qué no?

A la mejor tanto el gobierno gringo como el mexicano le dijo a la familia que apechugaran y los dejaban tranquilos una vez dictada la sentencia y al individuo que está haciendo el papel del Chapo mandarlo a algún lugar en donde residen varios personajes supuestamente fallecidos pero que gozan de plena salud.

Pero, así sea el verdadero Chapo, ¿significa algo para el narcotráfico su sentencia?

Sea pues. Vale.

Comentarios

© Copyright 2019 Nayarit Altivo. Todos los derechos reservados.
Tepic, Nayarit. México
Director General: Oscar González Bonilla
Desarrollo Web — acido.mx
Precio Gasolina