Tepic, Nayarit, martes 10 de diciembre de 2019

Vamos por un PRI de clases populares, fuera los ricos

Oscar González Bonilla

15 de Agosto de 2019

Circunstancias políticas han motivado el reencuentro con nuestro origen partidista: popular. Sostén básico de la militancia son obreros y campesinos, sin menosprecio para la clase media.

Surge la reflexión de Enrique Díaz López, presidente del comité directivo estatal del Partido Revolucionario Institucional, pero sin cortapisas a esta añade:

“En las últimas décadas el partido se convirtió más de derecha que popular, en el que predominaban los ricos que las clases populares”.

El bagaje del reencuentro se asume hoy como línea fundamental del quehacer partidista. “A partir de aquí empezaremos a crecer, sin recurso económico para caminar, pero con mucho corazón y enorme pasión”.

Enrique Díaz rechaza comparación con el PRI del pasado, más bien deberá ser comparado con el presente, entorno y circunstancia actuales. “Mal hacen en cotejarnos con el partido hegemónico, somos el PRI de 2019, somos el PRI de una nueva era de la política en México, y sobre ese PRI construimos y avanzamos”.

La entrevista con el presidente del PRI de Nayarit tiene razón en el resultado de la elección interna para presidente y secretaria general del comité ejecutivo nacional. Alejandro Moreno Cárdenas “Alito” y su compañera de fórmula Carolina Viggiano Austria resultaron triunfantes con un millón 603 mil 725 votos.

Enseguida hace un comparativo al señalar que el presidente nacional del PAN, electo en noviembre de 2018, obtuvo de la militancia 138 mil votos, el actual presidente del PRD fue electo con 327 votos, la presidenta de Morena con mil 500 votos, el presidente de Movimiento Ciudadano con poco más de 500 votos.

Pero importante es saber qué sigue, qué hará el PRI en nuestra entidad una vez que ya tiene presidente nacional.

El presidente Díaz explica a ese respecto que viene intenso trabajo de reorganización. Durante septiembre y octubre venideros se renovarán comités municipales y seccionales, así como consejos políticos.

-¿Qué lectura obtiene del resultado de la elección interna de Nayarit, tomando en cuenta que se informó de un padrón de 55 mil priistas y sólo votaron cerca de siete mil?

-Me da una lectura positiva. Por una razón: conocemos la realidad del partido. Tenemos un padrón de 62 mil, es este un instrumento legal, pero no de pertenencia. Esto está registrado ante el INE, pero no todo es cierto. No es el padrón deseable, pero es el legal. En pasados cuatro meses levantamos once mil afiliaciones, mujeres y hombres que siguen creyendo en el partido, que refrendaron su militancia. Nuestra referencia es este padrón, y no el padrón total que está registrado en el INE. Difícilmente vendrá a votar a una elección interna del PRI gente que ya está en Morena, PAN. Hay registrados alcaldes actuales de otros partidos políticos, igual actuales diputados, que por razón de tiempo y desaseo ellos no se dieron de baja ni el partido lo hizo. No tomo como referencia el de 62 mil, lo respeto como instrumento legal, pero no es real. Lo verdadero será el trabajo que en la materia realicemos los próximo meses para llegar a un status cierto, innegable.

-El PRI era un partido aplanadora, hoy está muy aplanado. Sin embargo, por su entusiasta exposición, tal parece que usted confía en la recuperación del PRI ¿Es así?

-Sí. Sobre todo en hacer nuestros análisis con base en aquí, ahora y no al ayer. Ayer éramos un partido hegemónico. Vivíamos en un país unipartidista, el PRI todo lo controlaba y gobernaba todo. Nunca aprendimos hacer oposición desde el 2000 que perdimos el poder, aunque dominábamos la mayoría de los estados, congresos, teníamos poder.

-Un PRI sumiso no conviene a la democracia, debe ser una oposición fuerte, sobre todo en Nayarit ¿Así lo considera usted?

-Es correcto. En Nayarit y en todo el país necesitamos contrapesos reales. Necesitamos equilibrar las balanzas del poder. No podemos seguir sujetos a caprichos de gobernantes. México y Nayarit necesitan una derecha fuerte, izquierda fuerte, un centro fuerte, consolidado, pero no superhombres, no necesitan caudillos o actores políticos todos poderosos con halo divino, sino partido con hombres y mujeres con solidez ideológica, que sepan que persiguen como modelo de Estado. Necesitamos recomponer el tejido, volver a prestigiar el sistema de partidos políticos hoy desgastado, necesitamos que cada partido político retome sus esencias ideológicas y conformación de cuadros con base en ellas. La política se perdió en la búsqueda del poder y enseguida fue dominada por mujeres y hombres que no les importó el logotipo utilizado para llegar, lo cual desprestigió la política. Necesitamos idealistas, ideólogos con creencia en lo que piensan y promulgan los documentos básicos de cada partido. Estoy convencido que los ideale
s más puros que existen en los documentos básicos son los del PRI. Debemos de nuevo formar cuadros con esa idea por el bien de Nayarit y México.

Comentarios

© Copyright 2019 Nayarit Altivo. Todos los derechos reservados.
Tepic, Nayarit. México
Director General: Oscar González Bonilla
Desarrollo Web — acido.mx
Precio Gasolina